La diarrea del viajero.

La diarrea del viajero, a veces conocida como la venganza de Moctezuma, puede arruinar sus vacaciones.

La diarrea del viajero, a veces conocida como la venganza de Moctezuma, puede arruinar sus vacaciones.

Ahora, los investigadores han determinado cómo la bacteria responsable de la enfermedad, conocida como Escherichia coli enterotoxigénica o ECET, hace que usted se sienta tan mal.

La bacteria se vale de pili o fimbrias para sujetarse o ligarse al epitelio intestinal del huésped. Estas fibras, necesarias para que tenga lugar la infección por ECET en los intestinos, salen de la bacteria a través de un poro en la superficie bacteriana, explicaron los investigadores en un comunicado de prensa de la facultad de medicina de la Universidad de Boston.

“Se combinaron los detalles a resolución atómica de las proteínas en las fibras y el análisis de la variabilidad genética entre distintas cepas clínicas para mostrar que cada cepa bacteriana presenta una superficie exterior distinta de la proteína principal mientras preservaba los componentes de la proteína que se encuentran entre las fibras”, señaló en el comunicado de prensa Esther Bullitt, autora principal del estudio y profesora asociada del departamento de fisiología y biofísica de la facultad de medicina de la Universidad de Boston.

“Debido a esto, los anticuerpos producidos contra la ECET durante un episodio de la infección con frecuencia no protegen contra las infecciones causadas por otras cepas”, agregó.

Desarrollar una vacuna de protección múltiple exigiría una estrategia enfocada en el uso de la proteína como antígeno, según el estudio, que aparece en la edición de esta semana de Proceedings of the National Academy of Sciences.

“Los hallazgos estructurales sobre lo que aquí se informa contribuirán a guiar el desarrollo de las vacunas”, señalaron los investigadores en el comunicado de prensa.

La bacteria ETEC causa la mayor cantidad de casos adquiridos en la comunidad de diarrea de la infancia en el mundo en desarrollo y son la causa más común de la diarrea del viajero, según la Organización Mundial de la Salud.

La bacteria ETEC se transmite a través del agua y y de alimentos contaminados con heces humanas o animales. La infección tiene lugar cuando una persona consume alimentos, bebidas o hielo contaminados con la bacteria.

Una infección por ETEC puede causar diarrea acuosa abundante y dolor abdominal. También hay fiebre, náuseas con o sin vómito, escalofríos, pérdida del apetito, dolor de cabeza, dolor muscular y distensión abdominal, aunque son menos comunes.

La enfermedad se desarrolla entre uno y tres días después de la exposición y dura normalmente de tres a cuatro días, aunque algunas infecciones pueden durar más de una semana. De todos modos, rara vez es mortal.

FUENTE: Boston University School of Medicine, news release, June 8, 2009

Deja un comentario