Asperger: Nuevos hallazgos científicos para este Síndrome tan común.

El Síndrome de Asperger, es uno de los síndromes del desarrollo, que se caracteriza porque el paciente manifiesta dificultades para relacionarse con las personas a su alrededor, es decir, desde los 3 años,

El Síndrome de Asperger, es uno de los síndromes del desarrollo, que se caracteriza porque el paciente manifiesta dificultades para relacionarse con las personas a su alrededor, es decir, desde los 3 años, de edad, evitan el contacto visual, o bien, son pocos tolerantes a los cambios repentinos, entre otros factores.

Durante el despertar suele producirse un aumento en el cortisol, una hormona generada por la glándula adrenal y emitida como respuesta al estrés.

Ahora, expertos británicos informaron que esta respuesta está ausente en los adolescentes varones con síndrome de Asperger. lo que explicaría algunos de los síntomas de la condición, como la necesidad de rutinas y la resistencia al cambio.

Entre otras funciones, la capacidad de adaptarse al cambio es controlada por el eje Hipotálamo-Pituitario-Adrenal (HPA), que regula el brusco aumento del cortisol durante el despertar, conocido como “respuesta del cortisol al despertar”, explicó el equipo en la revista Psychoneuroendocrinology.

“La respuesta del cortisol al despertar es un fenómeno neuroendocrino fuerte y reproducible que puede relacionarse positivamente con el bienestar psicológico y físico”, añadieron los autores.

El doctor Mark Brosnan, de la University of Bath, y sus colegas dijeron que su investigación apunta a la falta de respuesta en el eje HPA en las personas con síndrome de Asperger, lo que ayudaría a explicar porqué estas personas tienen dificultades si se presentan pequeños cambios en su rutina y ambiente.

En el estudio, los expertos midieron el cortisol en la saliva de 20 adolescentes varones con síndrome de Asperger y de 18 controles de la misma edad, al momento de despertarse y 30 minutos después.

Aunque fue evidente una respuesta importante del cortisol al despertar en el grupo de control, no sucedió lo mismo en las personas con Asperger.

“En nuestro estudio, el aumento típico marcado del cortisol, con máximos a los 30 minutos de despertar, sólo tuvo una magnitud importante en el grupo de control. Por lo tanto, el síndrome de Asperger, al menos en los adolescentes varones, parece caracterizarse por una falla en la respuesta del cortisol al despertar”, escribieron Brosnan y colegas.

El equipo señaló que se requieren más estudios para evaluar este “fenómeno intrigante” en el síndrome de Asperger.

FUENTE: Psychoneuroendocrinology 2009

Deja un comentario