El mundo de la tecnología se pregunta qué pasará con Apple sin Steve Jobs

Por segunda ocasión en poco más de 2 años el líder de Apple, Steve Jobs, anunció que se tomará una “licencia médica”.

Steve Jobs fundador, presidente ejecutivo- CEO – de Apple, en un correo dirigido a sus empleados y difundido por la oficina de prensa de la empresa- dijo que haría una pausa laboral “para poder concentrarme en mi salud”. En el mensaje aseguró que continuará como presidente ejecutivo de Apple, involucrándose en las grandes decisiones. Sin embargo, el manejo diario de la compañía recaerá en Tim Cook.

“Amo mucho a Apple y espero regresar tan pronto como sea posible. Mientras tanto, mi familia y yo apreciaremos profundamente el respeto a nuestra privacidad”, afirmó Jobs en el correo electrónico.

Desde finales de 2008 y hasta mediados de 2009, Jobs se ausentó de Apple.  La cirugía fue parte de una serie de tratamientos que recibió desde que le diagnosticaron cáncer de páncreas en 2004, y en 2009 cuando se sometió a un trasplante de hígado.

El anuncio de la retirada temporal del fundador de la empresa ocurre un día antes de que Apple reporte sus resultados financieros del primer trimestre fiscal del año. El correo se hizo público este lunes que es un día feriado en Estados Unidos por lo que la bolsa de valores no está operando. Las acciones de la empresa, cayeron en algunos mercados europeos.

Jobs es un ícono de Apple y se le reconoce como el arquitecto del éxito actual de la empresa que el año pasado superó a Microsoft como la número uno en el ramo tecnológico que se ha basado en productos como el iPod y el iPhone. Steve Jobs es Apple y es un secreto a voces que el presidente de la compañía se involucra en cada paso de los productos que sacan al mercado, desde su creación hasta las campañas de publicidad que los acompañan.

A nadie le extraña que la suerte de la compañía de la manzana esté tan ligada a su creador. Entre el año que fundó Apple (1976) y el año que se fue por un conflicto interno (1985) la empresa fue calificada de “innovadora” y “emocionante”. Cuando Jobs dejó su oficina, la suerte de la empresa cambio, sus ventas y su prestigio entraron en declive y muchos expertos consideraron que Apple llegaba a su fin.

En 1997 regresó a la empresa y  con él una renovada creatividad. IMac, iTunes, iPod, iPhone y iPad son sólo algunas de las marcas que no sólo revivieron a Apple, sino que la colocaron en la vanguardia del desarrollo tecnológico.

Pero a Steve Jobs constantemente se le critica por su temperamento y su estilo de liderazgo, quienes lo conocen aseguran que suele ser muy exigente y que gusta de controlar todos los detalles de un producto.



Deja un comentario