Hagamos ejercicio cuidando nuestra salud

Cuidando tu salud, haz ejercicio cuatro veces por semana.

El ejercicio es fundamental no solamente para sentirnos bien y conservar la línea… El ejercicio ayuda a prevenir las enfermedades que representan las primeras causas de muerte en los países desarrollados como diabetes y padecimientos del corazón.

Al hacer ejercicio aeróbico, aumentamos nuestra frecuencia cardiaca y logramos una quema de grasa efectiva. Además nuestro corazón se fortalece y se incrementan los niveles sanguíneos de grasas “buenas”, llamadas lipoproteínas de alta densidad (HDL, por sus siglas en inglés).

Pero es fundamental conocer la frecuencia cardiaca a la cual debe realizarse el ejercicio aeróbico para tener una mayor quema de grasa. La fórmula es sencilla: 180 menos la edad. Por ejemplo, una persona de 40 años de edad deberá hacer ejercitarse (correr, andar en bicicleta, caminar, nada, remar, etc) a una frecuencia cardiaca de 135 a 145 latidos por minuto.

Los ejercicios de fuerza también son necesarios para cuidar nuestra salud… Fortalecer los músculos contribuye a prevenir la osteoporosis, al provocar micro-fracturas en los huesos que al sanar fortalecen el tejido óseo. Los ejercicios de fuerza pueden realizarse mediante el levantamiento de pesas, con ligas o simplemente cargando el propio peso del individuo como en el caso de las lagartijas y las sentadillas.

Cuidando nuestra salud hagamos ejercicio por lo menos cuatro veces por semana, incluyendo los diversos grupos musculares en nuestras rutinas.

Durante el ejercicio se liberan endorfinas que nos hacen sentir bien y de buenas. Aunque eso contribuye a que volvamos a querer hacer ejercicio, también nos impulsa a buscar hacerlo en exceso y sufrir una lesión o enfermarnos. De ahí la importancia de incrementar la intensidad paulatinamente hasta fortalecer tanto los músculos como nuestro sistema inmunológico.

 

 

 

 

Deja un comentario