Nuevo método de fertilización in vitro

La fecundación in vitro es el principal tratamiento para la esterilidad cuando otros métodos de reproducción asistida no han tenido éxito

El mundo de la reproducción asistida esta avanzando a grandes pasos. Recientemente se anuncio el caso del primer bebé nacido con un nuevo método de Fecundación in Vitro (FIV) que consiste en detectar embriones con la mayor probabilidad de éxito, ya que el gobierno británico decidió apoyar la fertilización a partir del ADN de tres adultos.

El niño Connor Levy nació después de que especialistas utilizaran una técnica desarrollada por investigadores entre los que se cuenta al Dr. Dagan Wells de la Universidad de Oxford, en el Reino Unido, que permite escoger el embrión “bueno” para inseminar.

En esta nueva técnica se aprovechan los grandes avances de la secuencia del genoma humano, pues en cuestión de 24 horas se puede asegurar el número correcto de cromosomas que tiene el embrión, lo que hace la técnica es ofrecer el número de cromosomas y otra información biológica sobre el embrión a un bajo costo, probablemente dos tercios más baratos que los métodos que se usan en la actualidad, explica el Dr. Wells, si bien los expertos recomiendan hacer más pruebas para confirmar su efectividad.

Para algunos especialistas la fertilización a partir de tres adultos para prevenir enfermedades heredadas del ADN de la madre es “altamente experimental y una forma distorsionada del proceso natural”. y aseguran que el dilema ético será el intento de crear el niño perfecto.

El elemento clave de todas las técnicas de FIV es tener un embrión sano, existen muchas formas de evaluar la viabilidad de embriones y la más reciente, usando una video cámara en una incubadora llena de embriones, significa que se puede observar cada 5  minutos y revisar su desarrollo y crecimiento.
Antes sólo se podía examinar una vez al día cuando los sacaban.
En los últimos años, científicos han aprendido a congelar los óvulos, en el futuro existirán bancos de óvulos así como de esperma.

Deja un comentario