¿Demasiado cansados para tener sexo?

Los síntomas de cansancio hacen que el deseo sexual se vea afectado, con más frecuencia en las mujeres que en los hombres

La vida cotidiana es demasiado exigente y la consecuencia inmediata del estrés, el tránsito, madrugrar para llegar a tiempo al trabajo, etc. es el cansancio físico y mental que afecta el deseo sexual  de muchas personas.

A continuación varios tips para resolver esto: 

1) Reconoce que el sexo es un excelente medio para desconectarse y relajarse del estrés cotidiano.

2) Aliméntate bien, descansa, duerme mejor para recuperar las energías perdidas por el gran agotamiento.

3) Evita tener sexo al final de un día agotador, hazlo por la mañana temprano después de una noche de descanso antes que los niños se despierten, o cuando duermen la siesta los fines de semana.

4) Así como te planificas para reuniones, citas, etc. asigna un día a la semana para hacer el amor. Quizás te parezca poco espontáneo, pero si le ponen el condimento suficiente, resultará excitante.

5) Mantén la pasión: aprovecha cualquier momento libre para dar y recibir caricias de todo tipo que los acerque y los estimule.

6) Sobre todas las cosas diviértanse más, conversen, confiesen constantemente sus deseos y fantasías, intenten cosas nuevas y sean creativos. Una vez que desaparezca el cansancio, empezará el disfrute, la emoción, y las ganas de  recuperar el tiempo de una intimidad satisfactoria.

Deja un comentario