Riesgo de considerar a la pornografía como sexo normal

La pornografía distorsiona la percepción, alentando a los hombres a ser más machistas y dominantes

Muchos adolescentes ven pornografía, en el pasado en revistas actualmente en Internet.

Para muchos padres, la idea de que sus hijos observan o están expuestos a pornografía en Internet es una pesadilla.

Con el acceso a la tecnología y la proliferación de teléfonos inteligentes, tabletas u otros dispositivos, son muchos los padres que han decidido aceptar lo inevitable.

No hay una estadística clara sobre cuántos jóvenes acceden a pornografía en la red, o con que frecuencia lo hacen. En 2012, un estudio impulsado por la Unión Europea reveló que un cuarto de los niños y adolescentes entre 9 y 16 años de edad han visto imágenes sexuales y sólo un 11% lo ha hecho a través de Internet.

La cifra aumenta a medida que van creciendo y un tercio de los jóvenes de 16 a 18 años han visto fotos sexuales en sus celulares en la escuela, varias veces al mes. La Asociación Nacional de Directores de Colegios en el Reino Unido está haciendo un llamado para que los niños aprendan de forma apropiada a su edad, sobre el impacto de la pornografía como parte del programa de estudios nacional.

Así, desde los 10 años, los niños podrán aprender sobre la seguridad en internet y serán prevenidos sobre el contenido, mientras que los adolescentes tendrán una explicación más detallada.

Los niños están creciendo en un mundo claramente sexualizado y parte de ello se debe al fácil acceso que tienen a pornografía en internet. Ellos necesitan la habilidad para lidiar con eso, lo que más preocupa es que los jóvenes conducirán sus vidas personales, y en especial sus vidas sexuales de adultos, de acuerdo a lo que ellos han visto. En otras palabras, la pornografía no muestra un sexo “normal”.

La la libertad de acceso a la pornografía online, combinado con la renuencia de la sociedad de hablar de sexo, ha derivado en que el porno se ha convertido en la educación sexual por defecto. Algunos analistas resaltan como la apariencia y el estilo del mundo de la pornografía se ha popularizado, como sucede con “el estilo brasileño de depilación, que ahora es considerado normal por muchos en EUA y en el Reino Unido.

La pornografía distorsiona la percepción, alentando a los hombres a ser más machistas y dominantes y a las mujeres a mostrarse más permisivas y disponibles.

La pornografía cambia la percepción de hombre y mujeres frente al sexo, la encuesta realizada a personas entre 16-24 años de edad, llevada a cabo por la Universidad de Plymouth y el Centro por un Internet más Seguro en el Reino Unido encontró que uno de cada tres admitió que la pornografía había afectado sus relaciones.

Deja un comentario