Gastritis: un remedio natural

7 diciembre, 2010
La hierba del oso, una planta del Norte de México, ayuda a combatir la gastritis, según demuestran científicos de la UNAM.

La gastritis afecta a cerca del 80% de la población en algún momento de su vida. La gastritis es la inflamación del recubrimiento del estómago por parte de los ácidos que se producen. Entre los factores que predisponen a la gastritis, figuran el estrés, la infección por Helicobacter Pylori, el consumo de alcohol, el tabaquismo y ciertos irritantes como el chile, el café y el chocolate, principalmente.

El diagnóstico de gastritis se confirma mediante la realización de una endoscopía de estómago y el tratamiento consiste en medicamentos que frenen la secreción de ácidos por parte del estómago, éstos son principalmente los bloqueadores H2 de la Histamina y los inhibidores de la bomba de protones, que se encuentran en la célula productora de ácido.

En la Facultad de Química de la UNAM, el Dr. Andrés Navarrete y su equipo realizaron un amplio estudio científico para demostrar los beneficios de la hierba del oso, para proteger la mucosa del estómago. Esta planta contiene un compuesto que protege la mucosa gástrica sin modificar el pH del estómago, ni la actividad de otros medicamentos emplados para la gastritis.

El Dr. Navarrete explica que en el laboratorio que tiene a su cargo, trabajan en la farmacología de las plantas medicinales de México una de ellas el chuchupate o ligusticum porteri, que es el nombre botánico de la hierba del solo de la cual primero demostraron que tiene actividad para proteger la mucosa gástrica.

Esta planta crece en el Norte de la República Mexicana y contiene el compuesto llamada diligustilida, que es el que ejerce el efecto protector del recubrimiento interno del estómago.

El Dr. Navarrete comenta que en la mucosa gástrica hay factores de protección que consisten en la producción de moco y bicarbonato, que se encargan de neutralizar las secreciones ácidas del estómago y lo que hace esta planta hasta lo que se ha investigado es promover la síntesis de prostaglandinas. Se promueve la síntesis de la prostaglandina  E y de la prostaglandina I que juntas, favorecen la inhibición de la secreción gástrica y contribuyen a la producción de moco y bicarbonado que ayudan a prevenir y eliminar la gastritis.

La gastritis ocasiona dolor intenso en la “boca del estómago”, es decir en la parte superior izquierda del abdomen, náuseas, vómito y puede complicarse con una úlcera gástrica. Los estudios con la hierba de oso se encuentran en fase de investigación básica en animales, pero una vez que se lleven al cabo etudios clínicos con el ligusticum porteri, se podrá obtener sus mayores beneficios en el tratamiento de la gastritis.

Hoy por hoy la hierba del oso, se puede adquirir en la mayoría de los mercados que venden plantas medicinales y se ingiere en forma de té.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Calcula tu Índice de Masa Corporal Calcula tu fecha estimada de parto
Índice de enfermedades
El rincon de las consultas